.comment-link {margin-left:.6em;}

sábado, agosto 26, 2006

Constructivismo digital: aprendizaje, conocimiento y colaboración

-click en la imagen para ir al artículo recomendado-

Me parece –sin querer ser apocalíptico- que puede llegar a convertirse en un problema el oscurantismo digital por el que están pasando muchos de nuestros académicos.

Hoy quisiera compartir algunas reflexiones de lo delicado que puede ser el hecho de que profesores y académicos nos queden mirando con cara de “cordero degollado” (es decir, sorpresa y espanto) cada vez que expresamos nuestro entusiasmo por la aplicabilidad que tienen las blogs en el mundo de la educación actual.

Estamos absolutamente conciente de la disparidad digital que existe en cuanto a habilidades tecnológicas (ver ‘brecha digital de segundo orden’, de Sanjeev Dewan). Es por ello, que no pretendemos que todo el mundo sea un tecno-entusiasta. Pero nada de eso eximen el tener conciencia de saber qué está pasando en el mundo de la innovación y la educación. Me parece una alerta amarilla (por no decir naranjo con pinta de rojo) el hecho de desconocer las bitácoras en línea (que algunos centros de educación los vienen utilizando hace ya 5 años).

Mi intuición es que pareciera existir cierto consenso de que en el mundo actual resulta especialmente recomendable la adopción de metodologías educativas orientadas al constructivismo.

Dicho en términos pedagógicos, en vez de poner tanta energía en lo que enseñamos ahora lo hacemos en lo que los estudiantes aprenden (que suena parecido pero es sacar del escenario al profesor y centrarnos en el estudiante). Hoy estamos apostando por relegar a un segundo plano la memorización y transmisión de los contenidos (ahora recuerdo todas las tonterías que nos tocó aprender de memoria en el colegio para luego olvidarlas al día siguiente del examen), y damos más protagonismo a la construcción cognitiva, o sea, impulsamos la consolidación de esquemas mentales adquiridos en el ejercicio de combinar lo que sabemos, con lo que leemos, escuchamos y por cierto, experimentamos.

Las blog son justamente una herramienta que permite esto con especial simpleza y atractivo. Aquí algunos de las cualidades de las blogs insertas en el contexto del aprendizaje: promueve la construcción hiperetextual, facilita el intercambio abierto de materiales, estimula la transformación de la información en conocimiento, simplifica la interacción con diferentes comunidades y permite trabajar de manera colaborativa, entre muchísimas otras cosas.

(Léase en tono más alto) Las blogs no son para ingenieros nucleares programadores de la NASA, sino que para personas comunes y corrientes, inquietas, despiertas y que cuentan con una máquina de escribir en conexión con todas las computadoras del planeta.

Este post no pretende describir qué hacer con la blog en clases, esa “chamba” se la vamos a dejar a Tíscar Lara, “Usos de los blogs en una pedagogía constructivista”, quien propone un interesante documento sobre esta materia. (Aprovecho de recomendar la blog de Tíscar que es notable).

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home